¿Dan sueño los ansiolíticos?

Los ansiolíticos puros, en general medicamentos del grupo de las benzodiazepinas (algunos ejemplos en el mercado de nuestro país serían: Orfidal, Lexatín, Trankimazín, Tranxilium, etc), tienen un potencial sedativo que puede causar cierta somnolencia si la potencia del fármaco y las dosis seleccionadas exceden las apropiadas para la sensibilidad individual de esa persona. Sin embargo, su capacidad de neutralizar los estados de angustia a corto plazo los convierten en medicamentos con gran eficacia en el alivio de la ansiedad, un alivio que, una vez encontrada la dosis óptima, no se acompaña de aturdimiento ni enlentecimiento perceptibles ni por el paciente ni por las personas de su entorno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Entradas populares

perros sin hogar que te necesitan

perros sin hogar que te necesitan
adopta un perro, te lo dará todo